Escrito por

Aceite esencial de Ajo: Contraindicaciones, Efectos Secundarios, Beneficios y Usos

Aceite de ajo

Hace tiempo atrás, mucho antes del surgimiento de la medicina moderna, los tratamientos para enfermedades o dolencias eran tratados con medicina natural, los antepasados confiaban en las bondades que ofrecía la naturaleza y así se conservaban saludables.

Una de las plantas aprovechadas en esos tiempos, como medicina natural, es el ajo, siendo la civilización sumeria quien más lo empleaba.

El ajo es una planta perteneciente a la familia herbácea perenne bulbosa (liliácea), y es muy utilizado como condimento saborizante de las comidas y como tratamiento en la medicina natural, gracias a su composición y propiedades.

¿Qué es el aceite de ajo?

El aceite de ajo es una sustancia que se obtiene de triturar los bulbos de ajo, es uno de los aceites más puros, debido a que no sufre otro tratamiento para su obtención y del cual se pueden aprovechar todas sus propiedades, para tratar afecciones como la gripe, fiebre y resfriado.

Origen del aceite de ajo

El origen del aceite de ajo se remonta hace muchos años, aproximadamente 3500 años AC, en Asia occidental (Kirguisia), Mediterráneo y zonas adyacentes, donde se extendió su cultivo.

Actualmente, su cultivo se estableció en China, siendo los primeros productores de ajo a nivel mundial.

Historia del aceite de ajo

En cuanto a la historia del, se establece desde hace más de 7000 años, siendo nativo de Asia occidental y media, para incorporarse en Asia y Europa.

Seguidamente, los egipcios lo empleaban tanto medicinal como en el área culinaria como sazonador de salsas para las verduras; se dice que es tan viejo como las pirámides de Giza y allí existe evidencia de su uso y cultivo.

En época de la edad media, era muy apreciado para tratar y proteger contra epidemias y pestes; por lo que fue valorado tanto por griegos como egipcios, a tal punto que el médico griego Hipócrates, padre de la medicina occidental, lo utilizó en algunas terapias contra el cáncer.

Se dice que, durante la Segunda Guerra Mundial, se utilizaba como sustituto de antibióticos, para tratar a los heridos.

A comienzos del siglo XVII el ajo era utilizado sólo por la clase baja, debido a que por el olor fuerte que emanaba, era rechazado por la clase alta.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

En la época actual, se cultiva en casi todo el mundo, siendo Asia donde se encuentra la mayor producción mundial de ajo (80%), seguido de China, India, República de Corea y Egipto.

Comprueba nuestro artículo sobre Orégano: Contraindicaciones, Propiedades y Beneficios

¿Qué otros nombres recibe el aceite de ajo?

El aceite de ajo es conocido con el mismo nombre, sin embargo el ajo se conoce también como ajo blanco; tiene como nombre científico Allium sativum, allium proviene del selta que significa “quemar” y sativum, adjetivo latino que se refiere a “cultivo”.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Características del aceite de ajo

Características del aceite de ajo

El aceite de ajo es rico en aminoácidos, con efecto antibacterial y antiséptico, posee selenio, vitaminas A, B1, B2, E y C, así como los minerales calcio, fosforo, hierro, que lo hacen un gran diurético y aporta propiedades antioxidantes, y ayuda a controlar el colesterol.

Componentes activos del aceite de ajo

Entre los principales compuestos activos que posee el aceite de ajo se encuentran: bisulfuro de alilo (60%), , tetrasulfuro de alilo, trisulfuro de alilo y el bisulfuro de alilpropilo, polisulfuros alquílicos, alilvinilsulfóxido y sulfuro de divinilo.

Componentes que lo un aceite muy realmente efectivo, rico en alicina, citral, felandreno, alipropil disulfito, geraniol, linalol, selenio, germanio.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Estructura y composición química del aceite de ajo

El ajo está compuesto en un 65% por agua, el peso seco por hidratos de carbono contentivo de fructosa, aminoácidos libres, azufre, proteínas y fibra.

También contiene altos niveles de saponinas, fósforo, potasio, azufre, zinc, niveles moderados de selenio y vitaminas A y C, y bajos niveles de calcio, magnesio, sodio, hierro, manganeso y vitaminas del complejo B y un alto contenido fenólico.

La mayoría de los componentes son solubles en agua (97%) y una pequeña cantidad de de ellos es solubles en aceite (0.15-0.7%)

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Entre otros componentes se encuentran Vitamina B6, Vitamina C, Ácido fólico, Niacina, Ácido pantoténico, Niacina, Aminoácidos tales como: arginina, ácido aspártico, valina lisina, ácido glutámico, el aceite esencial posee azufre, aliina, fructosa y glucosa, otros minerales como manganeso, selenio, sodio, y cobre.

Con respecto a esto te recomendamos leer Vitaminas Esenciales para tu Salud

¿Cómo se extrae el aceite de ajo?

El proceso mediante el cual se extrae el aceite de ajo es por decantación o presión; los bulbos o dientes pelados del ajo se presionan hasta que el aceite se separe de las piezas; separar el aceite del resto del ajo con un colador, se guarda el aceite de ajo en un frasco hermético y se refrigera.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Beneficios y propiedades del aceite de ajo

Beneficios y propiedades del aceite de ajo

El aceite de ajo, gracias a sus componentes le otorgan los siguientes beneficios y propiedades medicinales:

  • Ayuda en la circulación de la sangre, y a combatir infartos, anginas, varices o hemorroides.
  • Es un diurético natural.
  • Favorece la expulsión de parásitos, sobre todo para los niños.
  • Actúa como digestivo, ayudando a digerir bien los alimentos y así evitar sobrecargar el hígado, bazo o riñón.
  • Su acción bactericida actúa contra enfermedades leves que afectan el aparato respiratorio digestivo o de la piel.
  • Por sus componentes en azufre y fósforo, le aportan propiedades sedantes.
  • Las capsulas con aceite de ajo se están utilizando en dietas de control de peso.
  • Se están realizando investigaciones a fin de determinar su acción contra el cáncer.
  • Controla las alergias.

Dentro de las propiedades que posee el aceite de ajo:

  • Antibacterial y antiséptico.
  • Depurativo de la sangre.
  • Antiespasmódico.
  • Diurético.
  • Colagogo (facilita la expulsión de la bilis)
  • Antiinflamatorio, antifúngico.

Aceite de ajo para la piel

De acuerdo a las propiedades antibacteriales, antisépticas y antifúngicas, el aceite de ajo ayuda contra las enfermedades que afectan la piel tales como psoriasis, pie de atleta, las verrugas.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Ayuda a regenerar la piel y tejidos, aportando una apariencia mas sana, y permitiendo que se recupere de heridas y afecciones.

Se realizó un estudio de Fitoterapia Journal donde se destacaron las propiedades antifúngicas del ajo contra las enfermedades, Malassezia, Candida; así como un estudio de Journal Nutrition determinó la capacidad que ejerce el ajo para contrarrestar el cáncer de piel, gracias a su alta concentración de fitoquímicos.

Conoce más sobre los Mejores Exfoliantes para la Piel: Consejos y Remedios Caseros

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Aceite de ajo para adelgazar

El ajo puede ser empleado como complemento en regímenes para adelgazar; inhibe la función de los tejidos adipogénicos (órgano endocrino), aumenta la termogénesis (calor en el organismo), además de ayudar a reducir el colesterol malo.

Los coreanos realizaron un estudio para el control de peso, alimentaron ratones a base de una dieta de engorde durante ocho semanas, luego sirvieron la misma dieta pero con ajo entre el 2 o 5 por ciento, durante siete semanas más, dando como resultados la reducción del peso corporal y las reservas de grasa que tenían los ratones.

Sin embargo, todo tratamiento que se esté empleando para adelgazar, debe ir acompañado de una sana alimentación y una rutina de ejercicios.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Aceite de ajo para las arrugas

Aceite de ajo para las arrugas

El envejecimiento de la piel se presenta por distintos factores, entre ellos el estrés, agentes ambientales y hasta alimentación poco saludable; la composición del aceite de ajo en Salil cisteína, protege la piel del daño y evita la formación de las arrugas.

Gracias a las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, favorecen en la eliminación de los radicales libres, y mejora la circulación de la sangre.

Aceite de ajo para el acné

El aceite de ajo gracias a su contenido en selenio, alicina, vitamina C, cobre y zinc, componentes que favorecen a la buena salud de la piel, especialmente el Zinc, que ayuda a controlar la producción de sebo, principal causante del acné.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Sus propiedades antiinflamatorias, ayudan a relajar la piel, además que por poseer mucilaginosas y amiláceos, aceleran el proceso de maduración de los furúnculos o accesos, granos en la piel y así se desinflaman naturalmente sin afectar la piel, ayudando a regenerar los tejidos, aportando propiedades antisépticas y antibacteriales.

Descubre más acerca de este tema Tratamientos Naturales para el Acné

Aceite de ajo para desparasitar

Entre los componentes minerales que aporta el aceite de ajo está el azufre, y le otorga propiedades desparasitantes contra los parásitos Ascaris y Enterobius.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Se utiliza de manera preventiva, directamente no previene la producción de huevos de parásitos, pero si evita que huevos de algunos parásitos se conviertan en larvas.

En Persia, siglo IX, el uso del ajo era como aditivo más no como desparasitante; éste se agrega a ciertos antiparasitarios homeopáticos o alopáticos comerciales, combinado con sustancias derivadas de plantas.

Aceite de ajo para la caída del cabello

Aceite de ajo para la caída del cabello

El uso del aceite de ajo para el cabello le aporta nutrición al cuero cabelludo, estimula la circulación de la sangre permitiendo que el cabello crezca sano y fuerte; gracias al azufre le aporta keratina al cabello, selenio asociado a la Vitamina E, mejora la apariencia del cabello.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Aporta vitamina C que estimula la producción de colágeno, al igual que la vitamina B6 evita la pérdida del cabello, minerales como el calcio, cobre y hierro que estimulan el crecimiento y mantenimiento del cabello.

De acuerdo a las propiedades antimicóticas de aceite de ajo, evita la formación de la caspa, además de calmar la irritación e inflamación causada por esta afección, por su contenido en azufre, aumenta la circulación sanguínea en el cuero cabelludo permitiendo una mejor absorción de nutrientes favorables a la salud del cabello.

Aceite de ajo contra las infecciones

El compuesto activo alicina, contentivo en el aceite de ajo, aporta propiedades antimicrobianas frente a distintas bacterias, hongos, parásitos y virus que afectan la piel o el organismo, tal como Escherichia coli, Candida albicans y Giardia lamblia.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Igualmente, ayuda a combatir infecciones de oído a causa de resfríos y congestión respiratoria.

Descubre más información sobre Leucorrea: Tratamientos, Causas, Síntomas, Diagnóstico y Tipos

Aceite de ajo para el dolor de muelas

La alicina componente activo del aceite de ajo, alivia no solo el dolor y la inflamación del diente, sino que actúa como antibacterial reduciendo la infección y previniendo, además, la formación de la caries dental.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Uso del aceite ajo durante embarazo

El uso del aceite de ajo puede ayudar a tratar ciertos problemas de salud que suelen presentarse durante el embarazo, tal como mala circulación sanguínea, presión arterial alta además de reducir los niveles de colesterol.

Puede favorecer a reducir la fatiga, así como por sus propiedades antibacterianas, actúan contra infecciones vaginales, el síndrome de hipersensibilidad a la levadura y la candidiasis crónica.

Sin embargo, se recomienda o exceder la dosis recomendada, así como no consumir antes, durante ni después del parto, porque pudiera acelerar el sangrado.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Aromaterapia y el aceite de ajo

Aromaterapia y el aceite de ajo

En la época egipcia, el ajo estaba considerado como una “planta de los dioses“; aunque su uso no está dirigido a la perfumería, este aceite se emplea en la aromaterapia medicinal para aliviar afecciones respiratorias.

A pesar de aportar beneficios terapéuticos, el aceite de ajo no es muy conocido ni empleado en la aromaterapia, esto debido a su intenso aroma, que puede ser muy penetrante en ciertas situaciones. Para contrarrestar esto, se recomienda mezclar el aceite de con otros aceites esenciales más tradicionales.

¿Cómo hacer aceite de ajo casero?

Seguidamente, se detalla como elaborar aceite de ajo casero:

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Ingredientes

  • 6 bulbos de ajo
  • 4 tazas de aceite de oliva (virgen o refinado)
  • El zumo de un limón
  • Una fuente de horno
  • Una botella de vidrio limpia y esterilizada, para almacenar el aceite.
  • Un colador tipo chino.

Elaboración del aceite de ajo

  • Pelar los dientes de ajo y reservarlos, calentar el horno a 250 grados.
  • Colocar los dientes de ajo en un recipiente junto al zumo de limón, mezclar, reservar el jugo de limón, colocar los ajos en un recipiente y aplicar el aceite de oliva, hasta cubrir totalmente los ajos; introducir al horno por aproximadamente 45 minutos.
  • Retirar del horno y dejar enfriar.
  • Con el colador filtrar el aceite en el envase de vidrio, colocar los ajos junto con el zumo de limón, mezclar bien y ya está listo para utilizar.

Entra y lee este importante artículo Aceite de Aguacate: Contraindicaciones, Beneficios y Usos

Contraindicaciones del aceite de ajo

  • No se recomienda el uso por personas con problemas de coagulación, debido a que fluidifica la sangre y en dosis elevadas puede ocasionar hemorragias.
  • Pacientes con problema de tiroides no se recomienda su uso.
  • Las cápsulas de aceite de ajo no se recomienda para embarazadas ni diabéticos.
  • Personas con diagnóstico de estómago delicado, no deben exceder de su uso.
  • No se recomienda su uso externo, porque puede provocar dermatitis.

Los peligros del botulismo

El botulismo es una infección que se produce por el consumo de alimentos envasados y están en malas condiciones, especialmente conservas y embutidos.

Las bacterias que producen el botulismo se llaman Clostridium botulinum, y pueden esparcirse en ciertos alimentos cuando carecen de exposición al oxígeno, como es el caso al incluir ajo en aceite.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Cuando se elabora aceite casero con infusión de ajo, deber ser refrigerado, porque en caso contrario se deja sin refrigerar o se mantiene por espacio largo de tiempo en temperatura ambiente, corre el riesgo que esta bacteria se reproduzca y la persona puede llegar a enfermarse.

Los síntomas que reflejan la presencia del botulismo:

  • Mareos
  • Visión borrosa o doble
  • Dificultad para respirar, tragar, y hablar
  • Parálisis, que puede complicarse con el tiempo.
  • Mal aliento y mal olor corporal, malestar estomacal o ardor de estómago.
  • En caso de que estos síntomas persistan, la persona debe dirigirse a un médico.

Lee el artículo que tenemos de Ajo y Cebolla; ¡Combinación Perfecta para su Salud!

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Ficha técnica del aceite de ajo

  • Nombre común: Aceite de ajo
  • Nombre científico: Allium Sativum
  • Apariencia: Líquido transparente de color amarillo pálido a naranja rojizo
  • Propiedades: Antibacterial, antiséptico, antioxidante, depurativo de la sangre, Antiespasmódico, Diurético, Colagogo (facilita la expulsión de la bilis), -Antinflamatorio, antifúngico.
  • Contraindicaciones: No se recomienda el uso por personas con problemas de coagulación, debido a que fluidifica la sangre y en dosis elevadas puede ocasionar hemorragias. Las capsulas de aceite de ajo no se recomienda para embarazadas ni diabéticos. Pacientes con problema de tiroides. Personas con diagnóstico de estómago delicado, no deben exceder de su uso. No se recomienda su uso externo, porque puede provocar dermatitis.
  • Gravedad específica: 1.04000 a 1.09000 a 25.00 ° C
  • Libras / Galón: 8.654 a 9.070
  • Índice de refracción: 1.55900 a 1.57900 a 20.00 ° C
  • Punto de inflamabilidad: 130.00 ° F. TCC
  • Tipo de olor: aliáceo
  • Olor: ajo intenso
  • Insolubilidad: en glicerina, alcohol, propilenglicol
  • Solubilidad: aceites fijos, mín. petróleo
  • Densidad: 1.046-1.057 (1515 c)

Casi todos los aceites esenciales

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?