UP

Las 10 cosas que más necesita un Recién Nacido

Escrito por rev

Al margen de todas las cosas maravillosas que se pueden adquirir para los peques, desde cositas adorables a otras que resuelven problemas o que simplemente son divertidas, hay algunas que son las que un peque recién nacido necesita de verdad.

Os dejamos algunas de las cositas que realmente necesita un recién nacido, sin ningún orden en particular:

1. Un lugar seguro donde dormir

Este es uno de los componentes esenciales para que el bebé crezca sintiéndose seguro y feliz. Este lugar puede diferir según los padres, pudiendo ser tanto su cama que compartan como el bebé como una cuna apropiada. Lo mejor es tener al menos un par de recambios de sábanas, por si se mancha una, poder tener otra a mano.

2. Una alimentación adecuada para recién nacido

Tanto la lactancia materna exclusiva (recomendada según la OMS hasta el sexto mes) como la alimentación con biberón, ambas son opciones válidas para alimentar al recién nacido, y que dependerá de la elección de la madre según sus propias circunstancias y valoraciones.

En ambos casos hay que tener una serie de cuidados, en el caso de la lactancia haciendo que ésta sea lo mejor posible para el peque o, en el caso de la lactancia artificial, se necesitarán varios artículos como botellitas, sacaleches, leche de fórmula, biberones…

3. Mantitas y muselinas para el bebé

Tanto para jugar en el suelo como para acunar, envolver y limpiar al peque serán necesarias una serie de mantitas o muselinas: por ejemplo, las de la marca Aden+Anais, que algunas habéis conocido gracias a vuestras Nonabox, son una buena opción multiuso.

4. Sillita de coche para el bebé

Para hacer cualquier viaje en coche con un bebé es necesario disponer de una sillita que tenga regulada tanto su seguridad como su calidad, ya que en caso de accidente es extremadamente peligroso que los peques vayan en brazos… ¡Y puede haber un frenazo brusco o algo peor cuando menos lo esperemos!

Hay algunas sillitas para recién nacido que se pueden quitar como un capazo para sacarlas del coche: de este modo, si el peque va dormido, si se hace con cuidado no se despertará. Es importante comparar bien y mirar mucho antes de comprar, pero repetimos la importancia de este aparato por la seguridad que da a cualquier viaje con el bebé.

5. Todo lo que tiene que ver con… ¡Pañales!

Siempre es buena idea tener un buen arsenal de pañales preparados para cuando nazca el bebé: sobre este tema podéis leer más en nuestro artículo sobre pañales. A esto hay que añadir toallitas, un lugar para los pañales sucios, etc.

6. Ropita de bebé

Por supuesto, no hay que dejar al peque tal cual ha llegado al mundo… ¡Además hay muchísimas tiendas con ropita preciosa para recién nacido, incluso para bebés prematuros y chiquitines! Además de tener de talla pequeña, es recomendable contar desde el principio con cositas de una talla mayor: si el bebé es mayor de lo que se espera al nacer puede salvaros la vida, y si no… ¡En unas semanitas estará perfecto con una talla más!

7. Bolsa de bebé

Este artículo sin duda se convertirá en el mejor amigo de la mamá y el papá durante muchos meses… Es bueno que cuente con varios bolsillos y que sea cómoda de llevar, además de tener un buen tamaño.

8. El bebé necesita un detergente suave

La piel del bebé necesita un mimo especial… Para lavar la ropa del peque hay que procurar utilizar un detergente más suavecito de lo normal, ¡hay incluso quien se hace el suyo en casa!

9. Mochila ergonómica de bebé

Aunque los brazos de la mamá y el papá son tanto un buen asiento como una cuna, a veces los padres necesitan tener las manos libres para comer, para llevar la ropa a lavar, etc. En estos casos es muy práctico tener una mochilita para llevar al peque de un lado a otro.

Las mochilas ergonómicas se distinguen por ser blanditas y sostener bien la bebé manteniendo sus rodillas más altas que el culete. Lo mejor es ir a un sitio especializado para hacerse con una adecuada; ¡será un complemento muy práctico tanto para estar por casa como para dar paseos!

10. ¡Tú!

Efectivamente, tú eres lo que más necesita tu bebé. Seas mamá, papá, abuela… El bebé lo que más necesita es el cariño y proximidad de los suyos. Evidentemente que los peques estén bien cuidados y alimentados es muy importante, pero no hay objeto en el mundo que pueda suplir el cariño y el amor que le dan, y que necesita tanto como respirar para ser un bebé feliz.

Cuidar de uno mismo es también una buena manera de ser mejor padre o madre: sentirse bien tanto por dentro como por fuera y tener unos hábitos saludables son cositas que repercuten directamente en el bebé, ¡y es que cualquier bebé necesita una familia feliz!

¿Tu bebé tiene todas estas cositas? ¿Qué añadirías tú a esta lista? ¡Os escuchamos!

Unisima

Newsletter