UP

Cómo construir unidad familiar con la llegada del nuevo bebé

Escrito por rev

Que haya un nuevo miembro en la familia es un gran cambio para todos los de la casa, pero en lugar de centrarnos en los “problemas” que pueden surgir, en este artículo nos vamos a centrar en las oportunidades que surgen para contribuir a la unidad familiar.

¡No te olvides del resto de la familia tras el parto!

Parece obvio que los hermanos mayores puedan pedir más atención con la llegada del nuevo bebé, y con todo lo que hay que hacer (atender al nuevo peque, tener a punto la casa, preparar comidas, etc.) no es tan fácil.

En ocasiones los padres no son conscientes de todos los nuevos ajustes que los hermanos mayores deben hacer para adaptarse al nuevo miembro de la familia: muchas rutinas de la casa se cambian y muchos momentos de conexión con el peque se pueden perder por el camino a causa de atender al nuevo miembro de la familia. Cosas tan sencillas como abrazar menos al mayor pueden pasarle factura, ¡no lo descuides!

Por todo esto, conviene no olvidar el prestar atención al tiempo de calidad que se dedica al resto de miembros de la familia: los hermanos mayores y la pareja, que también suele ser una gran olvidada. Para ello, asegúrate de dedicar una o dos actividades al día únicamente a hacer que todos se sientas queridos, haciendo que la familia se sienta unida y se limen las asperezas que pueda traer el nuevo bebé.

Ideas de conexión familiar para la unidad familiar

No descuides las comidas en familia

Por mucho que sea tentador dejar que los demás coman y tomar algo tú en otro momento, aprovechando el inciso para cuidar del bebé, merece la pena hacer el “esfuerzo” de sentarse con los peques mayores y tu pareja a la mesa mientras comen. ¡Esos ratos hablando juntos e intercambiando historias del día a día son una buena fuente de conexión!

Aprovecha el sueño del bebé para mimar a los mayores

Es un buen momento para dedicar tiempo a los hermanos mayores: abrázales, juega con ellos, dales un masaje… ¡Seguro que les encanta!

Leed libros juntos

En el caso de que sea imposible con el bebé, podéis poneros audio libros y hablar sobre ellos una vez que acaben. ¡Hay un montón de cuentos clásicos que seguro que disfrutaréis escuchando en familia!

Identifica los intereses de los hermanos mayores y foméntalos

Con el embarazo, el parto, etc. es posible que se te hayan pasado por alto algunas evoluciones del carácter o cambios en los intereses de los mayores. No es tarde, ¡interésate! Descubre qué les apasiona (el dibujo, los animales, los coches…) y poténcialo animándoles con libros sobre el tema, facilitándoles material para crear o explorar por su cuenta… Recuerda que Pinterest es una gran fuente de inspiración que puedes aprovechar.

Nunca culpes al bebé

Esto implica además que los hermanos mayores se vean involucrados en las tareas que tienen que ver con el bebé siempre que sea factible, haciendo que sea una experiencia positiva que les ayude a conectar con su hermano y les haga sentirse útiles y valorados. Así, en lugar de decir cosas como “Ahora no puedo, tengo que cambiar el pañal del bebé” puedes decir “Podemos hacerlo una vez que cambie el pañal al bebé, ¿te gustaría ayudarme a hacerlo más rápido trayéndome las toallitas?”

Y, recuerda: tener un nuevo bebé es algo agotador y que seguramente haga que se tenga menos paciencia… Sabiendo esto, intenta disfrutar todo lo posible tanto de él como de los mayores, ¡será una etapa inolvidable que puede ser preciosa para todos como unidad familiar!

¿Qué otros consejos se te ocurren para fomentar la unidad familiar con la llegada de un nuevo bebé? ¡Comparte tus ideas!

Unisima

Newsletter