UP

31 Semanas de Embarazo – Gestación Completa paso a paso

Escrito por unisima

31 semanas de embarazo

A las 31 semanas de embarazo, el bebé pesa alrededor de 2 kilogramos y tiene el espacio limitado dentro de la barriga de la madre. Como está cada vez más apretado, los movimientos del bebé tienden a disminuir y ser más problemáticos para la mamá. Con los brazos y las piernas más largos, son más proporcionales al cuerpo y la cabeza del feto. Si se realiza una ecografía será muy posible ver al bebé durmiendo, les encanta dormir en esta etapa, ya que es cálido y acogedor dentro de la seguridad de la matriz, y por supuesto, escuchar los latidos del corazón, ¡su sonido favorito!

En esta etapa, el bebé ya es “inteligente” y responde a estímulos externos como la voz de los papás y caricias en el vientre, que se convierten en una gran alegría y un sentido de familia para ver los movimientos del bebé cuando se le llama. En las 31 semanas de embarazo, sus pulmones están casi listos y comienza la producción de surfactante para evitar que la pared de los alvéolos se una, dificultando la respiración.

El bostezo del bebé es una delicia para la vista, ¿no es así? Imagínate verlo hacer esto mediante la ecografía. En esta etapa se suelen dormir mucho y bostezar también, por lo que puedes ser recompensada con una escena durante el examen de ultrasonido. Tu bebé en esta etapa de 31 semanas de gestación, es así de grande: mide unos 38 cm y pesa de 1,5 a 2 kg.

La acumulación de grasa debajo de la piel se vuelve cada vez más evidente, que impide que los vasos sanguíneos estén claros y nítidos como antes. Estás en el tramo final, falta poco para que tu bebé se termine de desarrollar y esté listo para llegar al mundo. ¡Prepara tu corazón para todas las emociones que te esperan!

Las sensaciones internas de la madre en la 31ª semana de embarazo

¡Definitivamente en el 3er trimestre! Ahora, con el vientre ya bien elevado, es muy agradable para la orgullosa mamá desfilarlo, pero también dar un simple paseo puede llegar a ser muy agotador. La inflamación de las piernas es común, por eso debes ser supervisada por tu médico, quien también debe monitorizar su presión arterial.

La incidencia de la preeclampsia ha subido y, por desgracia, es debido a la mala alimentación de las mujeres embarazadas, debido a la oferta de comida rápida y alimentos congelados. El exceso de sal termina por convertirse en un villano y por lo tanto una buena nutrición debe hacerse con verduras, frutas y zumos naturales, que les hacen muy bien a la madre y el bebé.

En esta etapa tus senos serán aún mayores, la areola es más oscura y algunos puntitos pueden surgir alrededor de la mama. Estas son señales de que tus pechos se están preparando para la lactancia materna y es parte del proceso de producción de leche. La sensibilidad en el área también se incrementará, así que utiliza sujetadores más cómodos en esta etapa. ¡Tu vientre es enorme y una línea oscura puede dividir el abdomen por la mitad! Esta línea negra permanecerá hasta unos meses después del embarazo, pero te se preocupes, ¡desaparece!

Sensaciones y factores externos en la 31ª semana de embarazo

La hora de dormir es cada vez más difícil, ¿no? No encuentras una posición cómoda y cuando la logras, empieza a doler y la respiración empeora. Trata de acostarte sobre el lado izquierdo con una almohada entre las piernas, que te ayuda a relajarte y estar más cómoda. Si estás muy ansiosa, puedes tomar un buen té de pasiflora (comprueba aquí las propiedades de los distintos tipos de tés) antes de acostarte para ayudarte a relajarte y dejar que el sueño venga con más tranquilidad.

Unisima

Newsletter