Escrito por

Medicamentos y pastillas eficaces para el tratamiento del acné

Lidiar con este problema cutáneo no siempre es tan sencillo como parece, de hecho quienes lo padecen saben bien a qué nos referimos exactamente. Es obligatorio visitar a un especialista, esto es lo primero que debemos tener claro.

Una vez en la consulta, el dermatólogo será el encargado de recomendarnos un tratamiento u otro en función del tipo de piel acnéica con la que contemos, porque existen diferentes tipos y dependiendo de la persona, esta afección puede presentar diferentes complejidades.

Sin embargo, tenemos buenísimas noticias, porque existen diferentes tratamientos que te ayudarán a mejorar esta compleja afección de la piel y vamos a contarte con detalle qué pueden hacer exactamente cada uno de ellos en este post, en el que ahondamos en los principales medicamentos y pastillas para el acné.

Ya que este problema de la piel no se comporta del mismo modo, es bastante lógico que existan diferentes tratamientos, medicamentos que podemos incorporar en nuestros cuidados, tanto de una forma oral como de una forma tópica.

De una forma tópica, como ya sabemos, debemos atender con especial cuidado a no utilizar productos cosméticos que sean comedogénicos. Además, en esta rutina diaria también tendrán un especial protagonismo el tema de la limpieza facial.

Por ello, como sabemos lo importante que es lavar la piel de la forma adecuada vamos a comenzar añadiendo una serie de limpiadores que pueden resultarte de gran ayuda. Te los mostramos en el siguiente listado: mejores limpiadores faciales.

Tipos de tratamientos médicos para el acné

Pastillas y medicamentos para el acné

Dependiendo del grado de lesión que tengamos, es decir si se trata del tipo severo u hormonal, entre otros, el dermatólogo podrá recomendarnos un tratamiento médico u otro.

Normalmente este tipo de tratamientos pueden durar unos cinco meses, aunque todo va a depender de la gravedad, la persona, y el medicamento. Y también de lo que el especialista pueda indicar según el caso que se le presente. Te mostramos a continuación los más comunes.

Tratamientos médicos orales

Normalmente este tipo de tratamiento se suele prescribir mediante cápsulas o pastillas.

Isotretinoina

Normalmente la isotretinoina es usada principalmente para mejorar el nivel más severo conocido también como conglobata. Esta sustancia funciona actuando directamente en las glándulas sebáceas, reduciendo la producción de sebo, frenando la proliferación tanto de las bacterias como de la inflamación de la piel. Lo encontraremos como Roacután y únicamente podremos comprarlo en farmacias, siempre, con prescripción médica.

Esta viene envasada para ser tomada por la vía oral. Su consumo se basa en dos capsulas al día con la comida, por unos 4 o 5 meses. Normalmente vienen con una indicación la cual debe seguirse al pie de la letra. No se recomienda aumentar la cantidad de capsulas que se toman por día.

De igual manera, se recomienda que estas sean ingeridas enteras, no se deben ni masticar ni chupar. Y por lo general deben ser ingeridas con un vaso completo de agua. Antes de consumir este producto es necesario hacer las revisiones necesarias para descartar cualquier tipo de alergia que se pueda tener.

En caso de estar en etapa de embarazo o lactancia, no se permite amamantar hasta que haya pasado un mes luego de haber dejado de consumir este medicamento. Puede traer una gran cantidad de consecuencias para el bebé.

Mientras esta se esté consumiendo es necesario no hacerse ningún tipo de tratamiento con láser, o cualquier tratamiento para alisar la piel.

Se deben esperar unos seis meses luego de que se ha dejado de tomar este medicamento para poder empezar con cualquier tratamiento de este tipo, siempre con permiso médico.

Antibióticos

  • Doxiciclina

Esta se utiliza para tratar todo tipo de infecciones, incluyendo las infecciones de la piel. Esta funciona como un tratamiento que permite eliminar todas las bacterias que puedan multiplicarse y propagarse por la piel, mejorando visiblemente todas las complejidades relacionadas con esta afección, tales como los granos que aparecen en pecho, espalda y hombros.

Con la Doxiciclina se pueden eliminar las bacterias que estén infectando los poros, haciendo que la sustancia grasosa pueda disminuirse poco a poco.

Normalmente, viene en un presentación de capsulas para el consumo oral. Se suele tomar ya sea una o dos veces al día junto con un vaso de agua. En caso de poseer problemas como molestias estomacales, o acidez con medicamentos se puede ser consumida con alimentos o con leche.

Pero, se debe tomar en cuenta que al consumir leche o alimentos para ingerir la pastilla esta puede reducir su efectividad a diferencia de ingerirla únicamente con un vaso de agua. De igual manera lo mejor es consultar con el médico sobre la mejor forma para consumir esta pastilla.

Antes de consumirla se debe hacer el examen previo para desechar cualquier posibilidad de alergia al medicamento.  De igual manera se debe tener en cuenta que puede disminuir la eficacia de los anticonceptivos, por lo tanto, de nuevo resaltamos la importancia de consultar con un especialista.

  • Tetraciclina

La tetraciclina mejora considerablemente la propagación de las bacterias en la piel, responsables en gran medida de la formación del acné quístico.

Se consigue en cápsulas y se recomienda a tomar de 2 a 4 veces al día según lo recomiende el médico. Específicamente, se debe tener el estómago vacío para poder tomarla, por lo menos una o dos horas luego de comer.

Deben ser acompañados con un vaso de agua, se prohíbe el uso de alimentos, leche o jugo para pasar estas cápsulas. Las instrucciones vienen bastante claras y precisas en la etiqueta, no se recomienda aumentar la dosis o cambiar algún tipo de horario con este medicamento.

Se debe consultar la lista de los ingredientes de este producto para prever cualquier contacto con un componente alérgico. Al igual comprobar si algún otro medicamento que se esté consumiendo pueda interferir o presentar alguna reacción negativa al consumir la Tetraciclina.

No se debe estar en gestación ni es búsqueda de embarazo mientras se esté tomando el medicamento, ya que esto puede dañar el feto. Al igual no se recomienda consumir si se encuentra en periodo de lactancia.

Anticonceptivos

Anticonceptivos pastillas y medicamentos para el acné

Normalmente cuando esta afección da la cara, suele estar relacionado con un problema hormonal. Cuando esto ocurre, la testosterona junto con otras hormonas aumentan la producción de sebo extra en la piel.

Los estrógenos que contienen los anticonceptivos orales, pueden ayudar a revertir este efecto hormonal, por ello, suelen formar parte de este tipo de tratamientos médicos.

Hay una gran cantidad de pastillas anticonceptivas que pueden brindar estos beneficios, sin embargo siempre hay que consultar con un especialista para evitar cualquier efecto secundario que pueda afectar a la salud como tal.

Las píldoras anticonceptivas son elaboradas con una base de hormonas, estas pueden alterar la manera en la que el cuerpo funciona, por ello, es fundamental la opinión previa de un experto.

Los anticonceptivos contienen progestina y estrógeno. Haciendo que la testosterona en el cuerpo se disminuya, disminuyendo de esta manera la erupción en la piel.

Al disminuir el estrógeno, se disminuye a su vez la cantidad de grasa en las glándulas sebáceas, por lo que se disminuye la cantidad de grasa en los poros provocando que el acné aparezca con menos probabilidad en la piel, o en su defecto evitar que esta llegue a empeorar en la misma.

Normalmente este es un tratamiento que conlleva unos tres meses de consumo, sin embargo, debe consultarse con un médico para asegurar que tipo de píldora se puede consumir.

Es muy común el uso de anticonceptivos como ciproterona o drospirenona, ya que ambos ayudan al control de las hormonas, mejorando la oleosidad de la piel y la aparición de granos y espinillas.

Tratamientos médicos tópicos

Además de la ingesta de estos tratamientos que tomaremos por vía oral, el dermatólogo puede considerar necesaria la aplicación de medicamentos de una forma tópica, es decir, directamente en la piel.

Lo más común es prescribir este tipo de tratamiento mediante soluciones en formato crema o gel con las que será fundamental el uso de un buen protector solar, evitando al máximo la exposición solar.

Si aún no cuentas con un protector que pueda resultar eficaz para proteger tu tez de la forma correcta, tenemos varias propuestas para ti en el siguiente ranking: mejores protectores solares.

Ácidos

  • Azelaico 

Se trata de un antibiótico con una potente actividad antioxidante y antiinflamatoria que impide que la bacteria conocida como propionibacterium acnes, se desarrolle y de paso a la formación de esta afección. Se puede encontrar en farmacias en formato gel o crema y siempre, con receta médica.

  • Glicólico 

Es un antimicrobiano con el que conseguiremos mejorar la inflamación, además debido a su poder exfoliante se utiliza para tratamientos con este fin, como es el caso del peeling, siempre realizado por un especialista.

El uso de un buen exfoliante será muy necesario para tener bajo control el exceso de sebo que generan las pieles más grasas. Aunque también puedes utilizar este producto si cuentas con otro tipo de piel.

Si quieres saber cuál son los productos de este tipo más efectivos solo tienes que echar un vistazo al siguiente enlace: los mejores exfoliantes faciales.

  • Salicílico 

De nuevo en este componente encontramos un poderoso bactericida, que a la vez, también funciona como antiinflamatorio que nos ayudará a controlar la propagación de bacterias, hongos y rebajar la oleosidad de nuestra tez.

Clindamicina

Pastillas tratamiento para el acné

Es un antibiótico que se utiliza de forma tópica, asociado a los retinoides y al peróxido de benzoilo, de los que te hablaremos a continuación. Se utiliza para inhibir la actividad de las bacterias en nuestra dermis, promoviendo la mejoría de la inflamación cutánea y las lesiones.

Peróxido de benzoilo

Nos ayudará en el tratamiento de espinillas, puntos negros y poros dilatados; además también nos resultará efectivo para reducir la hinchazón y combatir las bacterias que reposan en nuestra piel.

Retinoides

Este componente tan utilizado en cosmética, sobre todo para mejorar los problemas relacionados con el envejecimiento prematuro de la piel, se trata de un derivado de la vitamina A.

Se utiliza para tratar de igual modo esta afección, actuando directamente en la actividad de las glándulas sebáceas, rebajando la producción de sebo, mejorando lesiones o cicatrices y estimulando la regeneración de las células cutáneas.

Contraindicaciones y efectos adversos

Posibles efectos secundarios de los tratamientos orales

Hay una gran cantidad de efectos secundarios que pueden darse al consumir este tipo de tratamientos de una forma oral. Estos son algunos de ellos:

  • Los labios secos es uno de los síntomas más frecuentes que aparecen cuando se empiezan a consumir. Este síntoma se refleja normalmente a la primera semana de comenzar el tratamiento. Se recomienda llevar siempre un bálsamo labial para hidratar constantemente los labios.
  • Una de las cosas que suceden una vez que se empieza el tratamiento es que se deja de producir la secreción sebácea, esto hace que la piel pierda aceite e hidratación, volviéndose mucho más reseca o sensible de lo normal.
  • La isotretinoína puede dañar la lubricación en el ojo, por lo que puede causar una gran cantidad de molestias. Se recomienda que durante este tiempo se utilicen lentes de contactos, ya que esto sólo afecta a los ojos y hace que se irriten con mucha facilidad.
  • Durante los tratamientos nunca se puede consumir alcohol, ya que las pastillas se empiezan a metabolizar en el hígado, lo mismo ocurre si se toma alcohol recurrentemente durante del tratamiento.
  • Muchos de estos tratamientos contienen componentes que pueden dañar al feto durante su consumo, lo mismo ocurre con durante el tiempo de la lactancia. Siempre que se va a tomar esta decisión es necesario consultar al médico para garantizar si es un buen paso a seguir.

Posibles efectos secundarios de los tratamientos tópicos

Uno de los efectos secundarios más comunes cuando utilizamos estos tratamientos de una forma tópica son las irritaciones cutáneas, la piel seca, el enrojecimiento, la sensación de ardor o la sensibilidad a los rayos del sol. Debido a este último efecto secundario, es muy importante el uso de protectores solares.

tratamientos acné pastillas y medicamentos

Una vez que conoces los medicamentos y pastillas más eficaces para el tratamiento del acné, como has podido comprobar, mejorar esta afección es posible. Solo hace falta seguir el tratamiento más apropiado y tener paciencia, ya que los resultados no serán inmediatos.

¿Qué es lo que piensas?