(for TCF 2.0) -->
Escrito por

Limón para el acné: cómo debemos utilizarlo

Esta afección de la piel es bastante común; se caracteriza principalmente por la aparición de alteraciones, producto de la inflamación e infección de los folículos pilosos.

El sebo que producen las glándulas sebáceas, es el encargado de enviar la piel muerta hacia el exterior, en ocasiones, el vello, el sebo y la piel muerta se juntan, formando un tapón en el poro, provocando inflamación e infección.

No se conoce a ciencia cierta cual es la causa directa por la que se produce el acné, sin embargo, su aparición parece estar estrechamente relacionada con diversos factores.

El primero, es llevar de forma continuada una alimentación poco saludable, debido al consumo de chocolate o comidas grasosas; el segundo, cuando se presentan cambios hormonales hacia la pubertad y por último, hay quienes indican que se produce debido a la suciedad presente en la piel.

Existen productos de orden industrial, cosmética, que pueden ser empleadas para tratar esta afección médica y antiestética, asegurándonos buenos resultados.

Un producto imprescindible es el exfoliante, así que hemos reunido en este enlace: mejores exfoliantes faciales.

Sin embargo, también se puede hacer uso de tratamientos con ingredientes naturales que pueden favorecer notablemente en el tratamiento y desaparición del acné, como es el caso del ingrediente estrella del que queremos hablarte en este post: el limón.

Limón tratamiento para el acné

Posee alto contenido en vitamina c, cualidad que lo convierte en un excelente antioxidante, porque ayuda a eliminar los radicales libres que producen el envejecimiento y a su vez, colabora a que las heridas cicatricen y a la regeneración de los tejidos.

Sintomatología del acné

Esta afección aparece por lo general en la cara y hombros, y se manifiesta por:

Cómo utilizar limón para mejorar el acné

El jugo de limón posee propiedades astringentes (ácido L-ascórbico) y antibacterianos que actúan contra las bacterias que inciden en la formación del acné, así como secarlo de manera natural.

Por su gran contenido en vitamina C, ayuda en la producción de colágeno, proteína encargada de crear y mantener una piel más saludable y fuerte, mejorando visiblemente las pieles acnéicas.

En ocasiones, las personas que sufren de este problema cutáneo utilizan productos químicos para tratar esta afección que resultan ser costosos y a veces, resultan contraproducentes.

Así que nos hemos propuesto que conozcas cuál son las formas más efectivas de utilizar este componente natural, repleto de propiedades.

También te contaremos las precauciones que debes tomar, ya que no debemos excedernos con su uso porque puede provocar reacciones alérgicas. No olvides contrastar su uso de una forma previa con un dermatólogo.

Te anunciamos desde ya que deberás utilizar una crema protectora que tenga un factor de protección elevado, para que no se produzcan quemaduras en la piel.

Te proponemos una serie de protectores, que tras su uso, nos han convencido bastante. Si quieres conocerlos pincha en este link: mejores protectores solares.

Diluido con agua

  • Una manera muy sencilla de utilizarlo es obtener su jugo, tras exprimirlo y colocarlo con un poco de agua en un recipiente.
  • Con la ayuda de un algodón, colocaremos sobre la zona afectada por dicha afección y dejaremos actuar durante 20 a 30 minutos.
  • A continuación, retiraremos con abundante agua fresca. Si tienes un tipo de piel muy sensible o reseca, entonces, evita en la medida de lo posible exponer mucho tiempo su uso.

¡Opta por consumirlo directamente!

Limón propiedades tratamiento acné

Las propiedades antiinflamatorias, antibacterianas que posee el limón, actúan tanto por fuera como por dentro.

El ácido ascórbico actúa como antioxidante protector de las células y tejidos de los radicales libres.

De este modo, del mismo modo que aplicamos de forma tópica de este ingrediente alcalino en nuestra tez, también podemos disfrutar de todos sus beneficios antioxidantes de una forma interna.

Puedes tomar un vaso de agua y añadir unas gotas de limón; incluso se puede tomar a primera hora de la mañana, en ayunas, para potenciar así su efecto alcalino en nuestro organismo. ¡Todo ventajas!.

Con clara de huevo 

  • Mezclaremos una cucharada del jugo de este componente natural y una clara de huevo.
  • Batiremos hasta obtener una sustancia homogénea, que podamos aplicar directamente en el rostro.
  • Dejaremos que la mezcla actúe y penetre en en nuestra piel durante unos 10 minutos, luego retiraremos con agua fría y aplicaremos alguna crema hidratante para la piel.
  • Es conveniente aplicar una vez por semana.

Con miel

  • Mezclaremos en esta ocasión el jugo con una cucharada de miel; con la ayuda de un algodón, repartiremos bien esta mezcla por toda la cara.
  • La dejaremos reposar en la piel durante unos 10 minutos.

Este remedio casero nos ayudará a hidratar la piel, eliminar las células muertas y reducir las impurezas, así como aclarando un poco las cicatrices formadas por el acné de una forma totalmente casera.

De todos modos, a continuación te contamos con más detalle cómo puedes utilizarlo para la mejora de estas pequeñas marcas oscuras.

Cómo utilizar el limón para mejorar las manchas de acné

Tras superar definitivamente esta afección, con frecuencia en la piel suelen quedar manchas o cicatrices antiestéticas en la mayoría de los casos, además de dejar manchas rojas motivado a que los poros se obstruyen por las células muertas y causan inflamación en la piel.

Para estos casos también será apropiado utilizar el jugo de este ingrediente natural ya que sus propiedades astringentes, limpiadoras y blanqueadoras, mejorará la apariencia de la piel. Lo podemos combinar con los siguientes componentes:

Con bicarbonato de sodio

Combinado con bicarbonato de sodio, conseguiremos reducir la producción de sebo así como evita que se obstruyan los poros y aparezcan impurezas.

Limón y clara de huevo tratamiento acné

Si quieres preparar esta efectiva mascarilla tendrás que realizar los siguientes pasos:

  • Mezclaremos en un bol 5 cucharadas de bicarbonato de sodio, con el jugo de 1/2 limón más 5 cucharadas de agua mineral, hasta que obtengamos una pasta que sea densa, espesa.
  • Aplicaremos esta mascarilla en todo el rostro y la dejaremos que actúe directamente en la piel durante 20 minutos.
  • Enseguida, la retiraremos con agua tibia hasta que no queden excedentes.

Si quieres combinar esta mascarilla casera con una mascarilla que puedas conseguir en el mercado, ya elaborada, te dejamos las mejores opciones pinchando aquí: mejores mascarillas faciales.

Con azúcar

Otro ingrediente que ayuda a aclarar las cicatrices o manchas, junto el limón el azúcar, ya que funciona como exfoliantes y colaboran en la eliminación de impurezas y piel muerta, dándole una apariencia más limpia e hidratada.

Una excelente opción, es combinar este componente natural con azúcar a modo de mascarilla facial, ya que ayudará a retirar las células muertas en profundidad, mejorando tanto el tono desigual como la luminosidad de tu tez.

Para elaborarla deberás seguir los siguientes pasos:

  • Tras obtener el jugo, lo mezclaremos con un una cucharada de azúcar en un bol, hasta que obtengamos una pasta que se cremosa y granulada.
  • Usaremos esta pasta para conseguir una exfoliación suave y dejaremos que actúe en la piel durante 20 minutos.
  • Retiraremos con agua tibia o fría.

Además de utilizar este componente natural, también puedes emplear diferentes recetas caseras para mejorar las marcas de acné, ya que existen muchas opciones e ingredientes que funcionan para tratar las manchas, como por ejemplo, el rábano yodado.

Precauciones a tener en cuenta 

Es importante tener en cuenta el tipo de piel de la persona y sobre todo, conocer previamente si no es alérgica a los componentes del limón, debido a que puede resultar irritante y complicar el acné.

Al utilizar alguno de los tratamientos, se debe evitar la exposición al sol porque provocará que la piel se manche y cause erupción.

En caso de sufrir de problemas gástricos, no es recomendable consumir el jugo.

No utilizarlo cuando las heridas producida por esta afección estén aún abiertas, ya que esto puede complicar la apariencia de la herida y retrasar el proceso de cicatrización.

Existen diferentes investigaciones y estudios que aportan información importante sobre los beneficios que puede aportar a la salud de la piel de la cara cuando se forma el acné.

Sin embargo, también podemos encontrar otras opiniones que difieren sobre sus efectos positivos, en relación con esta afección.

Limón precauciones tratamiento acné

Es recomendable emplearlo siempre bajo supervisión médica y sin abusar de las dosis recomendadas, cuidando no exponerse al sol mientras se esté utilizando, con ayuda de un protector solar.

Puede ser empleado como un complemento en el tratamiento contra el acné, en caso de que los resultados no sean los esperados, la persona debe recurrir a un especialista dermatólogo.

Nuestra alternativa tópica favorita: la Rutina Anti-acné de Nezeni Cosmetics

Como hemos visto a lo largo de este post, para mejorar esta afección podemos optar por opciones caseras como el limón, sin embargo, la realidad es que no siempre tenemos el tiempo que nos gustaría para hacer uso de este tipo de recetas caseras y con frecuencia acabamos utilizando un tratamiento tópico que podamos adquirir ya directamente en el mercado.

Por ello, queremos adelantarnos y recomendarte nuestro tratamiento favorito de Nezeni Cosmetics. Esta marca de cosméticos española cuenta con un gama muy amplia para el cuidado facial, con formulaciones muy cuidadas en las que no se incluyen tóxicos, sólo, activos de calidad, naturales y con niveles muy bajos de conservantes.

Esta rutina está formulada por 4 pasos y tiene una duración aproximada de dos meses:

Gracias a este limpiador conseguiremos una limpieza total de los excedentes que se han ido acumulando, por lo que evitaremos de este modo que se vayan acumulando, obstruyendo de este modo los folículos.

Cuenta con 4 principios activos, siendo el protagonista el Ácido Shikímico, con el que conseguiremos eliminar las células muertas y regenerar los tejidos. De esta forma evitaremos que los poros se obstruyan.

Este limpiador también cuenta en su formulación con Anís Estrellado, con el que controlaremos la producción de sebo y mejoraremos la inflamación.

Se trata de un producto con 8 activos diferentes como el Ácido Tartárico o el Ácido Salicílico, dos potentes ácidos con los que conseguiremos evitar que los poros se obstruyan. Además contiene otros activos como el extracto de Hamamelis o extracto de Portulaca, con funciones calmantes, antiinflamatorias y astringentes.

Ayudará a mejorar los beneficios, reforzando esta rutina. Está basada en principios exfoliantes y antibacterianos. Cuenta con 11 activos distintos como el Piroctone Olamine, el Ácido Shikímico y el Usnea Barbarta Extract.

Gracias a esta mascarilla conseguiremos una limpieza profunda, previniendo y mejorando diferentes problemas vinculados con esta afección.

Es un producto bastante rico en activos en porcentajes muy altos, como todos los productos de Nezeni. De sus 14 activos destacamos el Ácido Azeláico, la Niacinamida, el Aceite del Árbol del Té, el Ácido Salicílico o el Aceite de Jojoba.

Aplicación

Por otro lado, ten en cuenta para realizar el tratamiento completo de una forma efectiva que deberás seguir los siguientes pasos:

1. Al comenzar esta rutina lo primero que utilizaremos será la mascarilla. Al comienzo del tratamiento la usaremos todos los días, únicamente por la noche.

A partir de la segunda semana, intercalaremos un día sí y otro no. En la tercera semana pasaremos a utilizar este producto una vez a la semana.

Se debe aplicar por todo el rostro evitando el contorno y la dejaremos actuar durante 10 minutos. A continuación aplicaremos el limpiador Anti-Blemish Cleanser y retiremos con una cantidad abundante de agua tibia.

2. Continuaremos utilizando el limpiador facial con el rostro bien humedecido, realizando un masaje suave. Lo retiraremos con agua tibia. Lo aplicaremos dos veces al día, por la mañana y por la noche.

3. En este tercer paso aplicaremos el tónico facial, utilizando la yema de los dedos o con la ayuda de un algodón. Se aplica mañana y noche.

4. En este cuarto paso aplicaremos la crema con la piel limpia y sin humedad, siempre por la mañana y durante la noche.

¡Este tratamiento natural al completo será un regalo para tu piel!.

¿Qué es lo que piensas?