Escrito por

Todo lo que necesitas saber sobre el Lentigo

lentigoA medida que envejecemos, afloran en nuestra piel manchas oscuras, especialmente en las zonas de la piel que han estado más expuestas, como el rostro o las manos.

Puede parecer que te ha salido una peca, pero en realidad tienes un lentigo.

¿Es la primera vez que ves esta palabra? No eres el único. Muy pocas personas conocen realmente lo que es el lentigo, y por lo tanto, cómo tratarlo de la mejor forma posible.

Y para eso estamos aquí, te vamos a contar todo lo que necesitas saber sobre el lentigo. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es un lentigo?

Un lentigo es una lesión pigmentada de forma plana o ligeramente elevada con un borde claramente definido. Se parece mucho a una peca, pero a diferencia de ésta, no se desvanece en los meses de invierno.

El nombre lentigo originalmente se refería a su apariencia parecida a una pequeña lenteja.

Esta lesión puede afectar tanto a hombres como a mujeres de todas las edades y razas, aunque son especialmente frecuentes en los adultos de piel clara.

Y su aparición puede ser repentina, casi de un día para otro; o gradual, aumentando de tamaño y color a lo largo del tiempo.

Pueden desarrollarse en solitario, o más a menudo, múltiples. La mayoría de los lentigos tienen menos de 5 mm de diámetro.

Hay varios tipos de lentigos, y se diferencian dependiendo de su aspecto, de dónde aparecen en el cuerpo, de los factores causantes y de si están asociados a otras enfermedades o afecciones.

También te gustará: Hiperpigmentación: Causas, síntomas y cómo deshacerse de ella

Tipos de lentigo

Simple

lentigo simple

Es el más habitual. Suelen aparecer a los pocos meses de edad o en la infancia, y las manchas pueden desvanecerse con el tiempo.

Verás las manchas aparecer más habitualmente en el tronco, los brazos y las piernas. Éstas tienen un diámetro de 5 a 15 mm.

Se diferencian de los lentigos solares en que aparecen a una edad más temprana y en la piel no expuesta al sol.

Lentigo solar

Como su nombre bien indica, lo produce la radicación UV del sol, y por eso se da en zonas expuestas al sol de forma continuada, como las manos, la cara, las piernas, los hombros, etc.

Esta radiación hace que los melanocitos (las células pigmentadas) se multipliquen. Y su tamaño puede ampliarse lentamente hasta varios centímetros de diámetro con el tiempo.

Lo más habitual es que lo padezcan personas maduras, de más de 40 años, aunque también pueden salir en personas más jóvenes que han abusado del sol.

Los lentigos solares a veces se llaman manchas de hígado o manchas de la edad. El color puede variar de amarillo-marrón a negro.

machas solares

Lentigo negro reticulado

También conocido como lentigo “mancha de tinta”, este tipo en concreto aparece después de una quemadura de sol, sobre todo en individuos de piel muy clara.

Son pocos en número comparados con los lentigos solares, y pueden confundirse con los melanomas.

La mancha es irregular y de color marrón oscuro a negro, como una mancha de tinta.

Lentigo PUVA

Similar al lentigo reticular, pero se desarrolla después del inicio del tratamiento con psoraleno combinado con rayos ultravioleta A (PUVA), que se utiliza para tratar afecciones como el eccema y la psoriasis.

Las máculas suelen tener un diámetro de 3 a 8 mm y persisten durante 3 a 6 meses después de finalizado el tratamiento.

También tienen una forma estelar más grande (que puede tener hasta 3 cm de diámetro) que puede persistir durante dos años o más.

Por radiación

Tiene lugar en las zonas que han sido expuestas a radiación (accidental o terapéutica), por ejemplo, por el tratamiento del cáncer.

Mácula melanótica labiales y orales

Aparece en superficies mucosas o piel adyacente, como el labio inferior. Las lesiones orales se producen en la mucosa gingival y bucal, el paladar y la lengua.

Tienen un color marrón claro a marrón oscuro, y también se suele llamar melanosis mucosa.

Lentigo genital

En los hombres, esto puede presentarse como una mácula bronceada o marrón oscura en cualquier parte del glande, eje o corona. Pueden alcanzar un tamaño de 15 mm.

En las mujeres, los lentigos pueden presentarse en cualquier parte de la mucosa genital y suelen tener un tamaño de entre 5 y 15 mm.

También hay varias enfermedades asociadas al lentigo:

  • Síndrome LEOPARD (lentiginosis múltiple) – lentigos, defectos de conducción electrocardiográficos, hipertelorismo ocular, estenosis pulmonar, genitales anormales, restricción del crecimiento, sordera.
  • Síndrome de Peutz-Jeghers – pólipos gastrointestinales y máculas pigmentadas.
  • Síndrome de Laugier-Hunziker – un número variable de máculas pigmentadas que aparecen habitualmente alrededor de la mucosa oral o el labio inferior y en otras áreas.
  • Mixomas – un grupo de trastornos que incluyen:

– LAMB – lentigos, mixomas auriculares, mixomas mucocutáneos y naevos azules.

– NAME – naevos, mixoma auricular, neurofibroma mixoide y epélidos.

– Síndrome de Carney – masas mixomatosas cardíacas, cutáneas y mamarias; lentigos; nevos azules; trastornos endocrinos; tumores testiculares.

También te interesa: Melasma: todo lo que necesitas saber para eliminarlo

¿Qué lo causa?

La causa más común es la exposición a la radiación ultravioleta:

  • Daños por el sol, incluyendo quemaduras solares
  • Solariums
  • La fototerapia, especialmente la fotoquimioterapia (PUVA)
  • La radiación ionizante, por ejemplo la radioterapia, también puede causar lentigos.
  • Herencia genética
lentigo

¿Cómo se diagnostica?

Los lentigos se suelen diagnosticar clínicamente por su aspecto característico.

Y como a veces es difícil diferenciar un lentigo de un melanoma de cáncer de piel, el dermatólogo puede realiza una dermatoscopia o una biopsia para asegurar el diagnóstico.

Tratamiento del lentigo

Aunque no es una condición preocupante con respecto a la salud, y si no se trata no pasa absolutamente nada; lo cierto es que la mayoría de las personas suelen querer eliminar o disminuir su apariencia por razones estéticas.

Para aclarar estas manchas se suelen utilizar estos diferentes enfoques:

  • En primer lugar el uso diario de un protector solar de amplio espectro con SPF 50+ en cualquier zona que esté expuesta al sol. Encuentra aquí los mejores protectores solares del mercado.
  • A continuación se puede utiliza una crema aclarante o despigmentante que contenga algún ingrediente probado para minimizar el aspecto de las manchas, como la hidroquinona, el ácido kójico, el ácido azelaico, la arbutina, etc. Aquí tienes las mejores opciones del mercado.
  • El uso de peelings químicos con Alfahidroxiácidos puede ayudar a igualar el tono y minimizar el oscurecimiento.
  • Las cremas con antioxidantes como la vitamina C y el retinol también son una buena forma de mantener los resultados conseguidos, y evitar que vuelvan a salir, o se vuelvan a pigmentar de nuevo los lentigos.
  • Las terapias de Crioterapia (congelación para destruir los melanocitos), láser o terapia de luz pulsada (para destruir los melanocitos) también suelen funcionar muy bien. Un estudio encontró que la crioterapia era más eficaz que el ácido tricloroacético al 40% para el tratamiento de lentigos solares, aunque la diferencia no era significativa.

Sin embargo, debes tener en cuenta que estas terapias agresivas son efectivas en el tratamiento de lentigos solares pero conlleva el riesgo de hiperpigmentación post-inflamatoria.

Cómo prevenirlo

proteccion sol

Básicamente, si quieres evitar el lentigo solar, debes utilizar un protector solar de amplio espectro y con un SPF de 30 o superior cada vez que salgas a la calle, especialmente durante las horas de más sol, entre las 10 y las 14 horas.

Recuerda que debes reaplicarlo cada 2 horas si continuas expuesto para renovar su eficacia.

Además, siempre es buena idea cubrirse con sombreros y ropa cuando estemos expuestos directamente al sol.

También debes evitar el uso excesivo de solarium y camas de bronceado, así como una dosis única de radiación ionizante.

Te interesa: Remedios caseros para minimizar las manchas oscuras

Conclusión

El lentigo suele ser inofensivo, sin embargo, a nivel estético suele ser muy molesto. Y con la edad y la exposición al sol, aumentan en número.

Así que la mejor defensa en la prevención. Utiliza siempre protector solar y sombrero y gafas de sol al salir al exterior.

Si aún persiste o salen más, puedes tratarlos con tratamientos y cremas específicas para despigmentar la piel.

Fuentes de referencia:

Lentigo – DermNet NZ

Lentigines – American Osteopathic College Of Dermatology

Age Spots – American Society for Dermatologic Surgery

Comparative study of treatment efficacy and the incidence of post-inflammatory hyperpigmentation with different degrees of irradiation using two different quality-switched lasers for removing solar lentigines on Asian skin. – J Eur Acad Dermatol Venereol.

¿Qué es lo que piensas?