Acné pápulo o pustuloso: características, causas y tratamientos

Quien sufre este tipo de afección sabe, de primera mano, lo complicado que resulta algunas veces lidiar con ella, deshacerse de los granos, las espinillas y los quistes e inflamaciones que suelen acompañarla.

Seguir las pautas de un especialista que nos aconseje cuál son los medicamentos y pastillas que debemos utilizar, es el primer paso que debemos seguir pero del mismo modo debemos acompañarlo de una rutina muy específica en la que se incluyan los productos adecuados para el cuidado de este tipo de piel acnéica.

Del mismo modo que existen diferentes tipos de piel, ocurre con esta afección cutánea, el acné, ya que existen distintas variantes, como es el caso del tipo que desarrollamos en este artículo: el acné pápulo o pustuloso.

Como veremos, uno de los aspectos que más lo diferencia es que se produce una enorme inflamación, siendo un enorme desafío lograr rebajarla para evitar que las cicatrices se extiendan a lo largo de nuestra tez. De hecho, aquí va el primer consejo: ¡evita tocar los quistes y granos!.

Te damos toda la información necesaria, pero antes, si tienes la piel grasa y padeces este problema cutáneo, es casi obligatorio que revises los limpiadores faciales que incluimos en este link: los mejores limpiadores faciales.

¿Qué es el acné pápulo pustuloso?

Acné pápulo tratamientos

Este tipo de acné se identifica por la aparición de granos con pus, y se propaga con facilidad por otras partes de la cara y el cuerpo si aprietas estas pápulas en el momento que tiene pus.

La combinación del nombre se debe por los dos conceptos entre los que diferenciamos entre pápula y pústula, la primera, es decir la pápula es una elevación de la superficie de la piel, es una lesión acnéica que puede estar enrojecida y causar dolor, mientras que la pústula es esa elevación pero contenida con grasa, bacterias y pus.

Detectarlo no es difícil porque comparado con los demás tipos este sobresale notoriamente ante los comedones, y las pápulas, causando inflamaciones y dolor.

Sus brotes suelen ser mayores a seis granos, hasta unas 20 lesiones, y puede afectar tanto la cara como el tronco, y para curarlo es realmente necesario que consultes antes con un dermatólogo porque puede traer serias complicaciones como cicatrices profundas.

El dermatólogo puede recomendarte algunos medicamentos tópicos y orales, incluso antibióticos. Para combatirlo puedes comenzar por abstenerte de usar productos exfoliantes y cosméticos que no contengan ingredientes aceitosos o irritables.

Si aún no cuentas con un producto exfoliante que sea de tu agrado y que te ofrezca los resultados que tu piel merece, presta atención a los productos que mencionamos aquí: los mejores exfoliantes faciales.

Es muy importante, de igual modo, que mantengas una higiene muy adecuada y mantengas por lo tanto tu cara limpia; lava tu rostro dos veces al día e intenta evitar la exposición solar.

Suele aparecer en el rostro, aunque también puede formarse en otras zonas donde la grasa está igualmente presente, como es la espalda, los hombros o el pecho.

Características

  • Se trata de afección cutánea que podemos definir como moderada-severa.
  • Sus lesiones son pápulas y pústulas que contienen pus en su interior.
  • Puedes tener pápula pustulosos mixto es decir que no todas las lesiones e inflamaciones contendrán pus.
  • Su propagación, si manipulamos los granos, será muy rápida, por este motivo es muy importante que no los toques, ¡aunque te sientas tentada/o!.
  • Las lesiones presentan un tamaño entre 2 y 5 cm.
  • Se forman sobreelevaciones que están visiblemente enrojecidas.
  • Puede provocar dolor en la zona donde aparece.
  • La piel está enrojecida.

Causas y síntomas

Se debe principalmente al exceso de secreción por parte de las glándulas sebáceas que taponan los poros, los obstruyen y esto conduce a inflamaciones e infecciones, dando paso a la formación de granos, espinillas y puntos negros, además de poros dilatados.

Las causas por la que las glándulas sebáceas aumentan su producción de sebo son múltiples, y para todo los casos de acné son prácticamente las mismas, cuando estas causas son internas suelen ser hormonales: pubertad, menstruación, embarazo y menopausia, el estrés también causa una alteración hormonal.

Otra causa interna es la alimentación que llevas, si te alimentas con grasas, frituras, chocolates y refrescos puedes aumentar drásticamente la producción de sebo; así como las causas externas, el uso de maquillaje comedogénico también obstruye los poros.

Cuando estos poros se infectan luego de la obstrucción del folículo, el organismo reacciona y produce células blancas que se depositan en el área infectada y causan por lo tanto, esta afección.

Presenta los mismos síntomas que el seborreico, comienza con comedones abiertos y cerrados que evolucionan y terminan convirtiéndose en granos inflamados con pus.

Niveles

Niveles del acné pápulo

Se manifiesta en varios niveles según sean las lesiones, y por cada nivel el diagnostico y tratamiento será diferente.

Leve

En el nivel leve u hormonal predominan los comedones abiertos y cerrados; solo hay presencia de menos de 5 granos con pus. El tratamiento es suave, y se curan con higiene y buena alimentación sobre todo.

Moderado

En el nivel moderado junto a los comedones hay más de seis papulopústulas y varias zonas inflamadas. Es necesario acudir al dermatólogo puede recomendarte algún tratamiento de uso tópico.

Severo

En este nivel severo se pueden llegar a contar más de 20 lesiones. El tratamiento puede ser duradero y fuerte; debes cumplirlo al pie de la letra porque este nivel suele dejar muchas cicatrices.

Tratamientos para mejorar el acné pápulo o pustuloso

Tratamiento cosmético

En cuanto a tratamientos cosméticos tenemos una propuesta que hemos probado y que nos ha ofrecido unos resultados muy buenos, el tratamiento anti-acné de Nezeni Cosmetics, formado por 4 productos que trabajarán en la piel para conseguir eliminar esos granitos que resultan tan tediosos.

Entre los productos podemos encontrar en primer lugar la mascarilla facial que se encargará de realizar un tratamiento de choque al principio y uno de mantenimiento luego, consiguiendo así mejorar considerablemente la salud de la piel.

En segundo lugar nos encontramos con el limpiador que se encargará de eliminar las impurezas del cutis, evitando de esta manera que se vuelva a acumular en los poros y con ello obstruirlos.

El tercer paso es del tónico, encargado de desobstruir los poros y cerrarlos, así como de eliminar la grasa.

Por último, la crema facial que se encargará de acondicionar e hidratar la dermis, consiguiendo que se sienta recuperada de una limpieza tan profunda.

Os aseguro que si seguís una constancia con este protocolo, los resultados están asegurados y la salud de la piel también. No olvidemos que Nezeni utiliza ingredientes naturales y niveles muy bajos de conservantes, consiguiendo así que el trato hacia la dermis sea inmejorable.

Como veis, tengo mi propia experiencia con estos productos, así que ¿por qué no iba a compartirla?, por aquí os voy a dejar mi opinión y análisis completo: Tratamiento Anti-Acné de Nezeni Cosmetics, mi opinión.

Tratamientos médicos

Los tratamientos médicos se centran en reducir la producción de sebo, combatir la infección y reducir la inflamación. El dermatólogo es quien decide cual tratamiento debes cumplir y por cuánto tiempo.

Los más usuales para tratar este tipo de acné son los retinoides tópicos, el peróxido de benzoilo, los antimicrobianos tópicos, el acido azelaico, la isotetrinoina oral y algunos anticonceptivos orales.

Tratamientos naturales

Los tratamientos naturales son efectivos de manera diferente en cada persona, algunos pueden mejorar rápidamente con ingredientes naturales como el limón, otros requerirán de otros tratamientos naturales adicionales, como los que te mencionamos enseguida:

Caléndula

Gracias a sus propiedades para reducir la inflamación el uso de esta planta es bastante común para mejorar los problemas que esta afección conlleva. Se puede utilizar las flores para preparar una infusión, que aplicaremos en el rostro todas las noches.

Aceite de árbol de té

No nos extraña que se trate de uno de los aceites más utilizados para tratar este tipo de problema de la piel, ya que es realmente efectivo, sobre todo para mejorar los problemas que presentan las pieles más grasas.

Para aplicarlo, puedes optar por diferentes formas, pero te contamos en esta ocasión como debes utilizarlo diluido con agua:

  • Agregaremos unas 4 o 5 gotas de este aceite y lo mezclaremos con media taza de agua; a continuación, removeremos todo bien.
  • Para que el aceite de árbol de té penetre mejor en el interior de los poros te aconsejamos que primero los dilates, con la ayuda de vapor.
  • Enseguida, ayúdate de un disco de algodón, con el que aplicaremos dicho aceite directamente sobre el rostro en las zonas donde estén presentes los granos. Dejaremos que seque por si solo.
  • Por último, no debemos enjuagar el rostro después de realizar este tratamiento natural.
  • Si quieres que este tratamiento sea más efectivo, entonces te aconsejamos realizarlo justo antes de irte a dormir, ya que de esta forma este producto natural permanecerá en la piel durante un mayor tiempo. Es importante que no lo extiendas directamente en la piel ya que puede resultar muy irritante, sobre todo en las pieles más resecas, reactivas y sensibles.

Junto con estas recomendaciones de origen natural, también puedes hacer uso de una mascarilla facial que puedes comprar en el mercado y que sea específica para este tipo de tez. Te recomendamos algunas en este enlace: mejores mascarillas faciales.

Salvia

Tratamientos acné pápulo

Podemos utilizarla todos los días prácticamente, a modo de infusión sobre la piel, ya que se trata de un componente natural muy suave.

Manzanilla

Es anticomedogénica y anti-inflamatoria. Si queremos maximizar sus beneficios, entonces debemos preparar de nuevo una infusión que colocaremos sobre la piel, ¡también puedes bebértela directamente!.

Alimentación que debes llevar

Lo primero que debes hacer es controlar la ingesta de lácteos grasos y azucares, y por supuesto olvidarte de comida basura y frituras. Debes comer en su lugar frutas cítricas, necesitas que sean ricas en vitamina C, como limones, naranjas, fresas y frambuesas.

También come verduras con vitamina A, que sean ricas en antioxidantes, como las zanahorias y los pimientos. Puedes comer carnes pero con moderación, y toma bastante agua diariamente.

Finalmente, nos gustaría darte esperanzas, ya que como has podido comprobar tras leer este artículo: el acné pápulo pustuloso tiene cura.

No olvides comenzar por realizar una limpieza diaria correcta al menos dos veces al día y usar los productos adecuados para tu tipo de piel con el fin de no empeorar los brotes acnéicos.

No manipules el acné y menos aún con las manos sucias, agravarás los brotes y podrían pasar a ser una infección más profunda o conglobata. Aliméntate bien y… ¡vive una vida tranquila libre de estrés!.

Si no mejoras con estos consejos entonces deberás comenzar con un tratamiento médico, este te lo indicará el dermatólogo. De todos modos, es indispensable que acudas a la consulta de un especialista cuando este comience a brotarte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.