Escrito por

Acné en espalda, pecho y hombro: Cómo eliminarlos, prevenirlos y causas

Acne espalda pecho hombros

Existen varios tipos de acné dependiendo de su causa, pero en sí el acné es una enfermedad que afecta a la piel y produce inflamaciones, granos, espinillas, puntos blancos o puntos negros sobre ella.

Una de las razones principales por las que se causa este problema se debe a la sobreproducción de sebo, es decir, a la piel muy grasosa, ya que esta grasa obstruye los poros y esto en interacción con las bacterias tiende a reaccionar de forma desfavorable, con inflamaciones, enrojecimiento y/o los granos característicos.

En la pubertad, el acné se presenta en el 80% de los casos, pues debido a la alteración hormonal, el sebo o la sudoración aumenta, por lo que se crea una interacción desfavorable entre esto, los poros, las bacterias de la piel y como resultado se tienen los brotes de acné. Normalmente, esto solo dura durante la pubertad, pero dependiendo del tipo de piel puede ser un problema prolongado, asimismo según la gravedad del brote de acné se debe tomar medidas especiales, pues a pesar de que a todos los adolescentes les da acné, no a todos les da en las mismas proporciones.

Durante la menstruación o antes de ella, también se pueden experimentar brotes de acné, aunque considerablemente más pequeños. La mayoría de las mujeres experimenta la aparición de uno o dos granos en la cara cuando está próxima su menstruación y los motivos son similares a los presentes en la pubertad: hormonas, sebo y bacterias.

Otros factores como el estrés, la ocupación y el cuidado facial, son cosas que nos pueden hacer sufrir de acné en la adultez, por lo tanto, no hay una etapa donde podamos estar exentos por completo de este problema, en especial cuando no cuidamos nuestro rostro.

Quienes sufren de piel grasa pueden experimentar problemas de acné durante toda su vida, puesto que la sobreproducción de grasa se mantiene constante y si la persona no toma cuidado sobre esto, puede tener brotes de acné recurrentes.

Recomendamos leer lo siguiente para una mayor información Cómo Cuidar la Piel Grasa y los Poros Dilatados

Es por ello que quien tiene la piel grasosa debe conocer los métodos adecuados de cuidado para su piel, ya que en casos no basta con lavar la cara, sino lavarse la cara con el producto adecuado que no fomente la producción de sebo y ayude a mantener los poros abiertos.

Cuando hablamos de este tema no nos referimos exclusivamente a la cara, aunque es una de las principales zonas y en la que se toma más importancia sobre el asunto, el acné también puede presentarse en la espalda, en el pecho y en los hombros.

En estas zonas el tratamiento es similar al que se debe llevar en la cara, pero no del todo, pues son zonas donde la piel es más fuerte y por ello necesita uno que otro tratamiento especialmente enfocado en este aspecto.

Por ello, a continuación, te hablaremos a mayor detalle de lo que debes saber para controlar el acné en estas zonas del cuerpo.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

¿Por qué aparecen granos en esta zona?

¿Por qué aparecen granos en esta zona?

Ya dejamos claro el hecho del porqué aparecen granos o acné en la cara, pero cuando hablamos del pecho, la espalda y los hombros, el tema se turbia un poco. Pues, estas zonas tienen piel más resistente y no debería verse tan afectada.

Pero, el hecho es que el acné en una de estas zonas o en las tres, se desarrolla debido a que los poros –al igual que en la cara- se obstruyen y en conjunto con la grasa y el sudor del cuerpo se comienzan a formar estas inflamaciones en la piel, las cuales pueden ser pequeñas como espinillas o granos más grandes.

Si bien, en el rostro podemos evitar la obstrucción gracias a la higiene. Pero cuando se trata de estas zonas del cuerpo, el problema se profundiza. Una persona puede bañarse o ducharse diariamente, incluso más de una vez al día y esto no le garantiza que su piel se mantenga en buen estado libre de acné.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Si deseas conocer más sobre este tema te recomendamos Acné seborreico

¿Por qué ducharme no evita que se obstruyan los poros? Sencillo, lo que ocurre es que la dermis a pesar de esto va acumulando restos de suciedad que pueden ser imperceptibles, como polvo, smog, suciedad, tierra e incluso lo que podemos proporcionarle cuando inconscientemente nos pasamos la mano sucia por la piel.

La mezcla y acumulación de todos estos factores obstruye la respiración de la piel, es decir, tapa los poros y aunado al sudor y a la grasa natural de la piel, el problema se desarrollar.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Además, como estas zonas normalmente están cubiertas con ropa y pueden ser inalcanzables, como la espalda, no nos damos cuenta cuando se está desarrollando este problema, sino que es hasta que ya está avanzado que notamos que sufrimos de un brote de acné.

El cabello también puede ser un factor influyente en este problema, puesto que aumenta la cantidad de cebo y de sudoración, dependiendo de su limpieza el cabello también puede contribuir a la suciedad que acumula la piel y así el brote de acné se puede propiciar más rápido. Este aspecto es más visto en mujeres, pues son quienes usan el cabello largo y roza con sus hombros o espalda dependiendo del caso.

Cómo prevenir los brotes de acné en la espalda, hombros y pecho

Cómo prevenir los brotes de acné en la espalda, hombros y pecho

Como ya mencionamos, estos brotes se desarrollan debido a la acumulación de suciedad que no puede ser removida en un simple baño, por ello hay que recurrir a medidas más especializadas.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Esta suciedad que se acumula en la dermis se puede evitar por medio del uso de exfoliantes, pues son los productos que trabajan para eliminar las células muertas de la piel y así permitir que los poros no se obstruyan de los restos de esta y demás cosas que se acumulan sobre la piel.

El proceso de exfoliación se aplica también en el rostro con el mismo fin, pero puede que los productos para el cutis sean más delicados o suaves debido a este tipo de piel. En el caso de los hombros, pecho y espalda, se puede requerir o utilizar un producto más potente.

Dependiendo de la sensibilidad de la piel podemos optar por ciertos exfoliantes, ya que por ejemplo hay unos a base de limón o cítricos que ayudan a reducir el sebo, es decir, son para pieles grasa, pero por otra parte hay exfoliantes que usan avena para darle suavidad e hidratación al tratamiento, lo cual es recomendado para pieles secas o sensibles.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Los exfoliantes pueden adquirirse en una tienda de cosméticos, es decir, pueden ser productos especializados, pero también hay exfoliantes que se pueden hacer desde casa por completo, estos últimos son exfoliantes naturales.

Sugerimos leer este artículo sobre Recetas de Exfoliantes Naturales caseros

Exfoliantes caseros para eliminar el acné del pecho, hombros y espalda

Exfoliantes caseros para eliminar el acné del pecho, hombros y espalda

La exfoliación la debes hacer al menos una vez a la semana, de este modo evitarás la acumulación excesiva de desechos en tu piel y será más efectivo el método preventivo contra el acné.

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Si necesitas exfoliar tu espalda, puedes ayudarte con un cepillo o esponja que tenga mango para poder llegar a las zonas donde tus brazos no puede, o en todo caso puedes pedirle ayuda a alguien más si es posible.

Si quieres más información mira Mejores Exfoliantes Corporales: Consejos y Remedios caseros

Exfoliante de azúcar y avena

Para preparar este exfoliante necesitaremos:

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;
  • Dos puñados de azúcar
  • Un puñado de avena
  • Agua

Sigue los siguientes pasos:

  1. Limpia bien la piel con jabón neutro, lo mejor es que el procedimiento lo hagas mientras estas en la ducha
  2. Mezcla los ingredientes que te mencionamos anteriormente
  3. Aplica la mezcla sobre la piel y realiza movimientos circulares
  4. Frota ejerciendo cierta presión, pero sin lastimar la piel
  5. Deja que actúe por al menos 5 minutos y lava con agua tibia

Este exfoliante es recomendado para pieles sensibles o con resequedad.

Exfoliante de miel y vinagre

La preparación y aplicación de este exfoliante es muy similar a la anterior, solo que debes emplear lo siguiente:

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;
  • Una parte de miel
  • Una parte de vinagre de sidra de manzana

Pasos a seguir:

  1. Mezcla los ingredientes a partes iguales, deberás hacer la cantidad que creas necesaria
  2. Aplica sobre la piel y realiza masajes para exfoliar la piel
  3. Deja que repose por 15 o 20 minutos y enjuaga con agua tibia

Exfoliante de bicarbonato, limón, aloe vera y azúcar

Este exfoliante es recomendado para pieles grasas, debido a la acción del limón, aunque no debemos cerrar su potencial solo a este tipo de piel, puesto que también puede quitar manchas y suavizar gracias a las propiedades del aloe vera.

Así bien, este exfoliante podrá mejorar la piel en varios aspectos además de eliminar el acné. Para prepararlo necesitarás lo siguiente:

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '6054763625';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;
  • Jugo de un limón
  • Los cristales de una hoja de aloe vera
  • Una cucharada de bicarbonato de sodio
  • Una cucharada de azúcar

Si necesitas más cantidad, solo dobla la porción de cada uno de los ingredientes.

Preparación:

  1. Primero deber colocar en un recipiente los cristales de aloe vera
  2. Añade el bicarbonato y el azúcar y comienza a mezclar
  3. Añade el jugo de limón y mezcla
  4. Deberás batir todo hasta obtener una pasta homogénea

Uso:

google_ad_client = 'ca-pub-3521037705536953';google_ad_slot = '4578030428';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;
  • Lava la piel y sécala
  • Aplica la mezcla sobre la piel
  • Realiza masajes suaves de forma circular
  • Masajea por 3 o 5 minutos
  • Deja que la mezcla seque, reposa por 20 minutos y por ultimo enjuaga.

Si te gustó lo que leíste te recomendamos también 59 Usos del Bicarbonato de Sodio para cualquier Situación

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?